¿Depresión o tristeza?

La depresión es una condición salud mental, que tiene como característica principal una tristeza persistente o sensación de vacío profundo. Es muy común confundir la tristeza con depresión; partiremos del hecho de que todas las personas hemos sentido tristeza en algún momento de nuestras vidas y sabemos que es pasajera y desaparece en poco tiempo, a diferencia de la depresión, que puede durar meses o años, ocasionado que la persona que la padece, se sienta imposibilitada para continuar con sus actividades cotidianas, que van desde el cuidado personal o actividades del hogar, hasta interrumpir relaciones personales, estudios y/o trabajos.

La depresión clínica, o trastorno depresivo mayor, es diferente de la tristeza, ya que puede desencadenar síntomas de gravedad que afectan los sentimientos y pensamientos de la persona que la padece. La depresión como condición de salud mental, deriva en sentimientos de desesperanza, falta de motivación o desinterés por la vida; también puede alterar tu bienestar físico, manifestándose a través de síntomas como: alteraciones del sueño, exceso de sueño o falta de éste; alteraciones en el apetito, falta de concentración, baja energía o cansancio constante, dolores corporales, entre otros.

¿Cómo se siente la depresión?

En ocaiones resulta confuso poder saber si lo que estás sintiendo es un sentimiento de tristeza que pasará en algunos días, o se trata de una condción de salud mental que ha escalado hasta convertirse en depresión. Presta atención a las siguientes manifestaciones o síntomas para que logres distinguir lo que estás sintiendo.

  1. Pérdida de la capacidad de disfrutar placer y alegría en la vida. Una persona con depresión puede no disfrutar de las cosas que alguna vez amó llevar a cabo, además de sentir que nada puede hacerle feliz.
  2. La concentración o mantenerse con enfoque en alguna situación específica, se convierte en algo complicado. Tomar decisiones, leer o ver televisión pueden parecer tareas muy sencillas, sin embargo se tornan agotadoras debido a la depresión, ya que las personas que la padecen no pueden pensar con claridad o mantener su atención de manera continua a lo que está sucediendo en su entorno.
  3. Hay una sensación intensa de desesperanza. La depresión puede provocar que las personas sientan que no hay manera de volver a sentirse bien o que ya no tienen capacidad de disfrutar de la vida.
  4. No hay autoestima. Las personas con depresión pueden sentir que no valen nada o que fracasan en todo lo que emprendan, ya que enfocan su atención en eventos y experiencias negativas, imposibilitándoseles poder ver cualidades positivas en sí mismas.
  5. Dormir se torna complicado. Para algunas personas con depresión lograr conciliar el sueño por las noches o permanecer dormidas toda la noche, puede parecer una tarea difícil de conseguir; sucede de diferenres formas, es decir, hay personas que se despiertan a mitad de la noche y no lograr volver a conciliar el sueño para continuar su descanso; otras pueden dormir en exceso, pero aún así se despiertan sintiéndose cansadas o sin energía, a pesar de las horas extra de sueño que han tenido.
  6. Otro de los síntomas asociados a la depresión está vinculado con los niveles de energía, los cuales tienden a ser bajos o inexistentes. Algunas personas tienen dificultad para levantarse de la cama en todo el día o la mayor parte de este; se sienten exhaustas todo el tiempo, incluso cuando duermen lo suficiente. Pueden sentir que están demasiado cansados para hacer tareas simples y cotidianas.
  7. Puede presentarse pérdida del apetito. Algunas personas con depresión no quieren comer nada ya que no encuentran apetecibles los alimentos y tienen que obligarse a comer, en consecuencia, se manifiesta una visible pérdida de peso.
  8. Antojos de comidas muy específicas que resultan reconfortantes. A diferencia de algunas personas que viven con depresión y pierden el apetito, otras encuentran consuelo en la comida; en este caso tienden a comer en exceso y desear comer únicamente alimentos reconfortantes, es decir, que les brindan un aparente sentimiento de bienestar, lo que les lleva a tener un aumento de peso.
  9. Con la depresión también pueden presentarse molestias a nivel corporal; algunas personas experimentan dolores de cabeza, náuseas, dolores corporales que, cabe aclarar, no están asociados de manera exclusiva a este padecimiento.

¿Por qué vivo con depresión?

La depresión puede surgir como resultado de eventos naturales o no deseados en la vida, también como efecto colateral de medicamentos prescritos para otros padecimientos, así como por cambios hormonales, etc. Además, a veces es complicado para las personas identificar si están viviendo con depresión, ya que inicia de manera gradual hasta convertirse en un padecimiento incapacitante, afectando a las personas de maneras muy diferentes en cada caso.

Puedes sospechar que vives con depresión si presentas alguno de los síntomas anteriormente descritos, manifestándolos de manera continua, por al menos dos semanas y, si notas que estos síntomas empiezan a afectar tus actividades cotidianas.

¿Cómo se diagnostica la depresión?

Para que un especialista de la salud mental pueda diagnosticar una depresión clínicamente, cinco o más de los siguientes síntomas deben estar presentes casi todos los días, durante un período de dos semanas:

Síntomas principales:

  • Estado de ánimo depresivo la mayor parte del día
  • Marcada disminución del interés o placer en casi todas las actividades

Síntomas adicionales:

  • Pérdida o aumento de peso significativamente, o disminución en el apetito.
  • Insomnio (falta de sueño),  o hipersomnia (mucho sueño).
  • Agitación o retardo psicomotor (lentitud en los movimientos, por ejemplo, caminar arrastrando los pies, hablar muy pausadamente, etc.).
  • Fatiga o pérdida de energía.
  • Sentimientos de inutilidad o de culpa excesivos o inapropiados.
  • Capacidad disminuida para pensar o concentrarse; indecisión.
  • Pensamientos recurrentes de muerte o ideación suicida.

Muchas personas creen erróneamente que estar deprimido es una elección o que necesitan tener una actitud positiva. Los amigos y seres queridos a menudo se frustran, ya que no logran comprender por qué una persona no puede “salir de eso”. Incluso llegan al punto de decir que la persona con depresión no tiene “verdaderos motivos”, o nada por lo cual estar deprimida.

La depresión es real; se trata de una condición donde se ve afectada la salud mental. Aquellas personas que viven con depresión no pueden simplemente decidir dejar de sentirse deprimidas, a diferencia de la tristeza o la preocupación típicas, la depresión puede vivirse de manera abrumadora al punto de perder el gusto y el disfrute de vivir. En Triskel Psicoterapias podemos darte el soporte profesional requerido con un adecuado acompañamiento psicoterapéutico, para que puedas enfentar este padecimiento paso a paso, logrando la recuperación de tu salud y bienestar mental.

Abrir chat
1
¿Cómo puedo ayudarte?
Triskel - Psicoterapia Gestalt
¡Hola!

¿Quieres reservar una cita?
¿Tienes dudas sobre la sesión o el proceso?
¿Cómo puedo ayudarte?

🙂 💬